Escobar: Paradise Lost

maiathesun
Sígueme!

maiathesun

Panamá, cine, escribir, café y aspiradoras.
maiathesun
Sígueme!

“Eres parte de la familia.”

-Pablo Escobar (¡Oh, no!)

Escobar: Paradise Lost cuenta la historia de Nick (Josh Hutcherson) , un canadiense que viaja con su hermano a Colombia para empezar un negocio de surf en la playa pero que acaba enamorándose perdidamente de María (Claudia Traisac). Un día conoce al tío de María, un tal Pablo Escobar y ahí empieza la historia.

El enfoque de la película es totalmente novedoso: uno va al cine pensando que verá la historia de Pablo Escobar, pero lo cierto es que la película se centra en sus últimos meses de libertad y toda la narración sucede desde el punto de vista de otro personaje, el de Nick.

Me gustan los esos principios que te hacen pensar: “¿cómo los personajes llegaron hasta aquí?” y el resto de la narración se presenta a modo de flashback, porque en seguida te engancha y te mete en la dinámica de la historia. La empatía que se crea hacia el personaje principal hace que su arco de transformación también lo vaya viviendo el espectador, y que se cree un vínculo fuerte que te lleva a preguntar qué harías tu en su lugar.

El elenco de actores me parece muy acertado: la actuación de Josh Hutchterton se destaca a pesar de que sea un personaje que requiera muchísima responsabilidad. El de Benicio Del Toro es impactante cómo su gran elocuencia que mostraba en la rueda de prensa (sarcasmo) se plasma en el personaje de Pablo Escobar con un tono de comedia y de sangre fría que saber llevar muy bien. Claudia Traisac aporta un toque de inocencia y, a pesar de lo que decía una colombiana que estaba detrás, consigue disimular bien su acento español.

Andrea Di Stefano, director. © Mika Cotellon

Andrea Di Stefano, director. © Mika Cotellon

Andrea Di Stefano debuta como director en esta película y además escribe también el guión, aunque ya había trabajado como actor y productor en otros proyectos como La Vida de Pi (2012) o  Nine (2009). Dice que para esta película invirtió un año y medio de investigaciones sobre la vida de Escobar y que pasó algo que nunca le había ocurrido: estuvo 30 días seguidos escribiendo el guión, día y noche y lo terminó. “Nunca había estado tan inspirado”.

Lo cierto es que se ve que el guión fue escrito con mucha pasión, y dice Andrea que se inspiró en Ícaro, el personaje de mitología griega:

“Un alma pura que cree que va a conseguir su sueño, que busca algo bello pero que llega muy tarde.”

La historia de Ícaro cuenta que su padre Dédalo construye unas alas con plumas y cera para que ellos dos puedan volar, y que le advierte a su hijo que no vuele muy bajo porque el agua del mar mojaría sus alas, pero que tampoco volase muy alto poque el calor del sol quemaría la cera y sus alas se romperían.

icaro_dedalo_artspiradora

Dédalo e Ícaro – Charles Paul Landon.

Josh Hutcherson, quien causó histeria en el 62 Festival de Cine de San Sebastián (la alfombra roja estaba llena de fans de Juegos del Hambre esperando un autógrafo o una selfie con Josh) dice que no tenía mucha idea de quién era Pablo Escobar antes de empezar la película, y que de hecho, pensaba que era un hombre bueno: “Hay muchos narcotraficantes que se han hecho famosos y multimillonarios a costa de la droga. Yo pensé que Escobar, a parte de hacer lo que otros narcotraficantes hacían, además ayudaba a escuelas, a la comunidad… Pensaba que era un buen hombre. No fue hasta después que empecé a conocer su lado más aterrador.”

Este descubrimiento que surge dentro del actor también ocurre en pantalla, hecho que me parece curioso y que quizás pudo ayudar a la evolución de esa desconfianza y posterior terror en Nick/Josh.

Lo mejor, la parte de “-Gracias a Dios. -¿Gracias a Dios?”, el vestuario del personaje de Nick, el enfoque de la historia que lo convierte en un biopic poco convencional y las localizaciones: Panamá e’ lo que e’.

Tienes que ir a ver Escobar: Paradise Lost si te gustan las historias de amor envueltas en un ambiente de terror acontrarreloj; si te gusta Josh o Benicio – o los dos; o si no puedes evitar morderte las uñas cuando se trata de narcotráfico, maleantes y los intentos de corrupción de un alma buena.

One comment on “Escobar: Paradise Lost”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *